pua1950

Iraupena  ordu bat 56 minutu

Koordenatuak 538

Noiz igoa 27 de noviembre de 2018

Noiz egina noviembre 2018

-
-
86 m
9 m
0
2,5
4,9
9,86 km

Ikusita 740 aldiz, jaitsita 3 aldiz

Nondik gertu: Portugalete, País Vasco (España)

Precioso recorrido circular de 9,9 Km por la margen izquierda de la desembocadura de la ria que es muy utilizado por personas de los tres municipios que forman parte del título y por los que pasamos. El recorrido es totalmente llano hasta su parte final, siendo el descenso inicial que se observa en el perfil un problema del gps.

Arrancamos y finalizamos en Portugalete enfrente de la estatua de Víctor Chávarri, desde la “fabrica de tubos”, plataforma que está encima del embarcadero del gasolino o “bote” que circula entre Portugalete y Las Arenas, y que se denomina así porque es la zona donde tradicionalmente los jubilados y personas inactivas pasan la mañana tomando el sol (cuando sale).

Nos dirigimos en dirección norte por el Muelle de Churruca, paseo que llega hasta la primera de las puntas, el faro que está al final del Muelle de Hierro, obra de Evaristo Churruca, y que para portugalujas y portugalujos siempre se ha llamado así, “La Punta”. Actualmente está declarado bien de interés cultural, ha sido restaurado recientemente y, además de ser el paseo más popular de Portugalete y antigua zona de baños de sus vecinos, fue fundamental para la navegación por la ría al eliminar la temida barra de Portugalete, banco de arena causante de numerosos naufragios.

Para conocer más detalles sobre la historia de este muelle y en general de todo lo destacable de este recorrido (Puente Colgante, Muelle de Churruca, paseo hasta Santurtzi, muelle de la Benedicta….) y sobre todo para poder ver fotografías antiguas que nos dan una idea de los cambios realizados en la fisonomía de Portugalete, existe un blog específico mantenido por gentes portugalujas que se llama El Mareómetro y cuya dirección adjunto:

http://mareometro.blogspot.com/search?q=muelle+de+hierro

Pasamos primero por el Puente Colgante, también patrimonio esta vez de la Humanidad, que va a ser una de las imágenes que más vamos a contemplar en gran parte de todo el recorrido y vamos dejando a la izquierda lo que se ha denominado el “muelle nuevo” en contraposición del “muelle viejo” que recorreremos posteriormente en dirección Sestao. Todavía quedan algunas de las casas señoriales que recuerdan tiempos mejores, cuando la burguesía tomaba baños de mar en el balneario que existía al final del paseo y que actualmente está sepultado bajo las piscinas y la escuela de Nautica (buscar imágenes en “el mareómetro”).

Tras pasar el mareómetro (antiguo aparato de medir mareas que está al final del muelle de Churruca y que da nombre al blog citado) comienza el paseo por el muelle de hierro que acometeremos hasta, como marca la costumbre, rodear el faro de la punta. Aparecen otras dos de las presencias importantes de este recorrido: el Serantes a la izquierda y la Galea a la derecha. Las veremos de nuevo a lo largo del camino con diferentes perspectivas.

Volveremos por el mismo camino y, tras contemplar la bonita estampa que conforman la playa y muelle de Las Arenas con el Puente Colgante, llegamos de nuevo a la Naútica donde tomamos a la derecha el paseo al lado de la ría que nos llevará hasta Santurzi. Toda esta zona recuperada de la ría alberga ahora la principal instalación deportiva santurtziarra, con pistas de atletismo y piscinas. Es curioso contemplar en ese punto la fachada de la escuela; representa con exactitud un barco mercante; yo, a pesar de que para mí es un paseo habitual, no me había fijado en el diseño intencionado hasta la última vez que la reformaron y pintaron.

Llegamos así al puerto donde, si es media mañana, es posible ver la llegada de los pesqueros que todavía fondean en él. Además de poder comprar pescado en la lonja recientemente restaurada, podemos visitar el museo y contemplar los bonitos mosaicos que hay dedicados a los bogadores de la Sotera y a sus famosas sardineras mientras cosen las redes. Tras pasar por la terraza de Mandanga, famoso por su parrilla de pescado, llegamos a la segunda “punta” la del muelle de Santurtzi donde se encuentra la estatua de la Virgen del Carmen.

Damos también la vuelta a su alrededor y desandamos el camino en dirección a Portugalete por el mismo paseo con palmeras por el que hemos venido pero esta vez seguimos rectos por el relleno en lugar de ir por el borde de la ría. Pasamos por delante de la entrada de la escuela de Naútica y del Hotel Oriol y nos internamos ya en Portugalete por el parque del Doctor Areilza más conocido como “Parque de los Monos” por las jaulas con monos de verdad que había en los años 60.

Giramos hacia la izquierda y recuperamos de nuevo el Muelle de Churruca y desandamos el camino hasta llegar al punto de partida del paseo en la plaza del Solar. No nos detenemos y seguimos en dirección a Sestao por el “Muelle Viejo” y el paseo de la Canilla recuperado de la zona de vías del tren que antes de los túneles hacia Santurtzi y del relleno por el que hemos vuelto tenía su estación término en Portugalete.

Seguimos por el paseo que nos lleva a Sestao bordeando la dársena de La Benedicta, antigua zona carga del mineral de hierro de las minas de la Arboleda y actual campo de regatas para categorías infantiles y cadetes. Tras pasar por las instalaciones deportivas que llevan su nombre, giramos a la izquierda pasando por delante de la acería compacta hasta llegar al Muelle de la Benedicta en cuyo extremo está la tercera “punta” del recorrido. Con la sensación de caminar por el centro de la ría y con preciosas vistas otra vez sobre el Serantes, el puente Colgante y el casco viejo de Portugalete llegamos a su extremo y como siempre damos la vuelta.

Al igual que a la vuelta de Santurtzi hemos cambiado un poco el camino, aquí vamos a hacer lo mismo y vamos a subir por las laderas de Azeta para tener una visión más espectacular si cabe, de la bocana de la ría. Para ello, tras pasar la acería de vuelta, en lugar de girar a la derecha para volver por el paseo, seguimos rectos hasta llegar a unas escaleras con rampas que suben hacia Sestao y salvan las vías del tren. Pasadas las vias giramos, ahora sí, hacia la derecha y pasamos por las zonas verdes recuperadas por Sestao y Portugalete en las laderas que quedan entre la carretera y las vías del tren.

Subiremos después hasta el voladizo que se ha creado en el barrio de Azeta y que aporta unas vistas sobre la ria y sobre el paseo por el que hemos venido, e incluso sobre el Abra y la Galea, que harán las delicias de los amantes de la fotografía.

Seguimos por el voladizo hasta llegar a la altura de la Basílica de Santa María de Portugalete y bajaremos hasta la explanada en la que se asienta, a la que llaman “el campo de la iglesia”, y que cuenta también con vistas sobre el Puente Colgante muy fotografiadas por los turistas. La iglesia y su retablo merecen una visita si está abierta ya que nos encontramos al final del recorrido del que sólo nos resta pasar por la Torre de Salazar y bajar por la calle del mismo nombre de la iglesia para volver a nuestro punto de inicio en la estatua de Victor Chávarrí.

En los soportales situados enfrente del kiosko de la música (donde algunos domingos todavía da conciertos la banda) está situado el famoso bar “Txiki” a su vez punto de encuentro y de inicio de otro recorrido muy tradicional para los habitantes de Portugalete, sobre todo los fines de semana a mediodía: el del poteo por el casco viejo. Tomar una sidra y un pintxo de bacalao en el Txiki es una buena forma de comenzar ese otro recorrido que perfectamente puede ser complementario al anterior.
Bidegunea

Campo de la Iglesia

Bidegunea

Parque de los Monos

Bidegunea

Parque Sestao

Bidegunea

Punta 1 del Muelle de Hierro

Bidegunea

Punta 2 Virgen del Carmen

Bidegunea

Punta 3 del Muelle de La Benedicta

Bidegunea

Vista desde Azeta

Kokapenaren inguruko iritzi eta galderak

    Nahi izanez gero edo ibilbide hau